Los crooners: Frank Sinatra (segunda parte)

Como adelantabamos la semana pasada, hoy hablaremos largo y tendido sobre la carrera musical de Frank Sinatra.

Esta puede dividirse en tres etapas:

La primera sería la de los años 40, en la que se produce su evolución de cantante de orquesta a cantante solista. Frank Sinatra graba en 1939 diez canciones con la orquesta del trompetista Harry James: From the Bottom of My Heart, Melancholy Mood, My Buddy, It’s Funny to Everyone but Me, All or Nothing At All, On a Little Street in Singapur, Ciribiribin, The Hucklebuck, Our Love y Castle Rock.

Comienzos de Sinatra... con Tommy Dorsey

Comienzos de Sinatra… con Tommy Dorsey

En 1940 Sinatra graba con la orquesta de Tommy Dorsey. Esta etapa, supone un cambio importante para Sinatra. En la orquesta de Dorsey su repertorio son las baladas y el toque de la orquesta es relajado y preciso. Consecuentemente, el vocalista consigue situarse en un primer plano, si no absoluto, cuando menos ya no como simple acompañamiento de la orquesta, como ocurría con Harry James. Dicho de otra forma, con la orquesta de Tommy Dorsey es cuando Frank Sinatra se convierte definitivamente en un vocalista, con unas características propias y bien definidas, que ya nunca le abandonarían: fraseo preciso e interpretación subjetiva de las letras. Dorsey transmitió al joven cantante el concepto de interpretar una melodía de tal manera que pudiese ser inmediatamente reconocida, al tiempo que estuviese tan personalizada que sonase como una creación hecha por o para el intérprete.

Las grabaciones de Frank Sinatra para la compañía discográfica Columbia (1943-1952), muchas de ellas ensayadas en cierto sentido en las continuas actuaciones en directo del cantante, suponen su consolidación como intérprete.

El logro básico de Sinatra en este periodo consiste en haberse convertido en el representante por antonomasia de la interpretación de la música popular estadounidense y, consecuentemente, en una figura de una influencia extraordinaria en el ámbito de la canción internacional. Paralelamente, su encumbramiento individual constituyó un golpe de gracia definitivo en el proceso de decadencia de las big bands, abriendo las puertas a una nueva era de la música popular cuyo dominio correspondía a los vocalistas.

frank_sinatra_aniversario

Algunas de las canciones más representativas de este periodo son I’ll never smile again (1940), Nancy (with the Laughin’Face) (1945), How Deep Is the Ocean, Stella by Starlight, Begin the Beguine, If You Are but a Dream, etc.

La segunda etapa, la más elogiada, es su época como cantante para Capitol Records, que en 1953 anuncia la contratación de Sinatra, que de inmediato se convierte en éxito absoluto, devolviendolo al primer plano de la música, este fue un periodo fundamental en su vida en todos los aspectos y supuso su consagración absoluta como número uno de la canción popular. La importancia de la colaboración de arreglistas como Nelson Riddle y otros fue esencial para transformar el sonido de Sinatra en uno más moderno alejado del de su época anterior.

Los discos de Frank Sinatra para la discográfica Capitol constituyen la parte más valorada por crítica y público de su producción musical. Se trata, de un conjunto de 15 álbumes originales realizados entre 1953 y 1961.

El trabajo de Sinatra para Capitol se materializó en la explotación de las posibilidades del relativamente nuevo formato del LP, creando álbumes conceptuales a partir de la agrupación de canciones vinculadas bien por el tema bien por el tono (relajado, swingueante, romántico). A pesar de contar con productores propios de la casa discográfica, Sinatra se comportó durante todas las grabaciones como el auténtico productor, tomando continuamente decisiones sobre las tomas más adecuadas para ser finalmente incorporadas a los discos y sugiriendo a los arreglistas posibles mejoras en su trabajo.

La tercera y última etapa, es la de su salida de Capitol Records a finales de los 50, para crear su propia compañía (Reprise). Comienza a seleccionar sus propias melodías, graba cuando quiere… y obtiene sonados éxitos. En ella encontramos éxitos tan rotundos como Strangers in the Night.

 La discografía de esta última etapa ha recibido una desigual consideración por parte de la crítica. Básicamente, en comparación con sus anteriores dos etapas, la etapa Reprise se caracteriza por la variedad de estilos ensayados, que dan lugar a una sucesión de álbumes de difícil consideración homogénea.

De esta etapa tenemos éxitos como Ring-A- Ding Ding!(1961), Strangers in the Night (1966),

I Remember Tommy (1961), All Alone (1962) y sus colaboraciones con Count Basie, Duke Ellington y Antonio Carlos Jobim.

El resultado va de éxitos incontestables tanto en lo comercial como en lo especializado como Septembers Of My Years (1965), al extraordinario e inesperado éxito comercial de sus dos discos de Duets, vilipendiados por la prensa especializada, pasando por canciones como My Way (versión de la canción Comme d’habitude de Claude François) y Strangers in the Night que pasaron a convertirse en temas clásicos en el repertorio del cantante.

En el verano de 1965, Sinatra inicia una gira de conciertos por seis ciudades con la orquesta de Count Basie. En junio de 1973 Sinatra volvió a los estudios de grabación con el productor-arreglista Don Costa y el arreglista Gordon Jenkins para grabar Ol’Blue eyes is back, disco que salió al mercado junto a un especial televisivo del mismo título, en el que participó el actor y cantante Gene Kelly, emitido el 18 de noviembre de 1973.

Durante la década de los ochenta, Sinatra se mostró muy activo en cuanto a conciertos. Fue especialmente memorable el dado en el estadio de fútbol de Maracaná ante 175.000 personas. También pulverizó un récord que había durado noventa años en el Carnegie Hall, donde debía actuar durante dos semanas, al poner el cartel de “no hay entradas” en un solo día.

En 1984, Sinatra grabó el que sería su último álbum con canciones nuevas: L.A. is My Lady, cuya canción del mismo título se entiende como una compensación cariñosa a la ciudad de Los Ángeles, tras el éxito de New York, New York. Este disco fue producido por su viejo colaborador Quincy Jones, quien vivía una etapa de máxima popularidad gracias a su trabajo en Thriller de Michael Jackson.

En 1989 emprendió una gira que se prolongaría a lo largo de todo 1991, en compañía de Steve Lawrence y Eydie Gormé, para celebrar sus cincuenta años en el mundo de la música. La gira agotó todas la localidades. Aun así, y a pesar de su edad, el programa de giras de Sinatra entre 1991 y finales de 1994 fue extraordinario, actuando prácticamente todas las semanas para públicos entusiastas de todo el mundo.

1993 sería el año en que volvería a hallarse en lo más alto de las listas con su primer álbum en diez años, Duets, con trece canciones clásicas regrabadas a dúo con algunos de los cantantes más populares del momento, como Bono, del grupo U-2, Julio Iglesias o Liza Minnelli. El disco, para cuya grabación Sinatra nunca estuvo en el estudio con ninguno de sus compañeros, pues sus respectivas partes se grabaron por separado, fue un gran éxito y vendió millones de copias, alcanzando el número 1 en el Billboard. En 1995 saldría Duets II y ese mismo año recibió un premio por toda su vida profesional en la entrega de los Grammy.

El 25 de febrero de 1995 ofreció el que sería su último concierto en el Desert Springs Resort and Spa del hotel Marriott.

En noviembre de 1996, un mes después de su última aparición pública en el baile benéfico del Carousel en Los Ángeles, ingresó en el hospital, así como dos veces más en enero de 1997, apareciendo en titulares de prensa y reportajes de todo el mundo. A finales de abril de ese año el Congreso de Estados Unidos votó conceder a Sinatra la Medalla de Oro del Congreso a propuesta del diputado demócrata de Nueva York, José E. Serrano.

Murió el 14 de mayo de 1998 a los 82 años, a consecuencia de un ataque al corazón.

En el Catálogo de las Bibliotecas Municipales puedes consultar la disponibilidad de mucha de su discografía:

  • My way, the best of Frank Sinatra 
  • Sings. vol.I-IV
  • Sus canciones míticas 
  • Christmas album 
  •  My way, the best of Frank Sinatra 
  • Frank Sinatra : Double goldies 
  • Duets and duets II 
  • Songs for swingin’ lovers ; this is Sinatra
  • White Christmas with Frank Sinatra and Bing Crosby 
  • 100 Hits, vol. I-V
  • The Platinum collection 
  • Strangers in the night 
  • Sinatra Bublé Bennett 

Para la semana  otro cantante americano de origen Italiano y uno de los últimos grandes crooners de mediados del siglo XX: Tony Bennett

Advertisements

Deixar unha resposta

introduce os teu datos ou preme nunha das iconas:

Logotipo de WordPress.com

Estás a comentar desde a túa conta de WordPress.com. Sair / Cambiar )

Twitter picture

Estás a comentar desde a túa conta de Twitter. Sair / Cambiar )

Facebook photo

Estás a comentar desde a túa conta de Facebook. Sair / Cambiar )

Google+ photo

Estás a comentar desde a túa conta de Google+. Sair / Cambiar )

Conectando a %s